This post is also available in: enInglés

Hoy en día, la decoración del hogar puede llegar a ocuparse del más mínimo detalle o de esos objetos en los que seguramente nunca hubiéramos pensado que se les podía dar un aire nuevo. El papel específico que se usa para los recubrimientos de perfiles puede dar mucho juego y, de eso, es de lo que os vamos a hablar en este artículo, de los usos que se le pueden dar.

Usos diferentes para los recubrimientos de papel

Uno de los usos más comunes que se les puede dar es a las ventanas de aluminio. Si se les quiere dotar de un aire nuevo y contribuir a que la estancia sea más acogedora, se puede optar por un recubrimiento especial que simule la apariencia de madera.

Los marcos de las puertas pueden ser otra de las alternativas, especialmente aquellos que no están en muy buen estado. Primero hay que darle un buen lijado para quitar todas las imperfecciones. Después aplicar con cuidado este recubrimiento y se le dará una nueva vida y un estupendo estilo a los marcos.

Lo mismo sucede con los zócalos o rodapiés. Puede que estemos cansados de su aspecto, no queramos pintarlos o simplemente no sepamos qué hacer con ellos. Tan solo hay que elegir aquel modelo de recubrimiento que creamos que mejor combina con la pared e ir poco a poco pegándolo hasta conseguir el objetivo. ¡Notarás la diferencia!

Si te gusta el DiY decorativo, seguro que la idea de recubrir los cajones de un mueble te resultará interesante. ¿No están en buen estado? ¿Buscas darle una decoración nueva al mueble? ¿Lo estás restaurando? Con los recubrimientos de papel podrás conseguir un estilo único.

Nuestra última propuesta se va directamente hacia el alféizar de la ventana, especialmente si es de aluminio, PVC o algún material similar. Necesitas un recubrimiento especial para exteriores y tener completamente limpia y seca la zona. Verás cómo cambia con este pequeño gesto.

This post is also available in: enInglés